SEAN SANTOS PORQUE YO SOY SANTO - LLAMADOS A LA SANTIDAD (Audio mp3 - Rubén Darío Hoyos)




DESCARGA el audio mp3 o escucha en línea esta magistral y amena prédica, con el famoso predicador internacional Rubén Darío Hoyos.





SINOPSIS:


..."y nos ha elegido en él, antes de la creación del mundo, para que fuéramos santos e irreprochables en su presencia, por el amor (Ef 1)".

¿Porque Dios nos ha dado tanta riqueza espiritual y aún no se nos nota?
Si leemos las vidas de los Santos, veremos que TODOS tuvieron las mismas (o más) limitaciones que nosotros:
traumas, miserias, limitaciones fisicas o pasados bochornosos; o eran personas mundanas, tercas, difíciles o con caracter muy pesado.

Todos eran indignos del Amor de Dios, ¡nunca soñaron que serían los grandes Santos de Dios!, pero cuando se dieron cuenta que habían sido redimidos de todos sus pecados, el diablo dejó de acusarlos: "en él hemos sido redimidos por su sangre y hemos recibido el perdón de los pecados, CLIC AQUI según la riqueza de su Gracia, que Dios derramó sobre nosotros, dándonos toda Sabiduría y Entendimiento (Ef 1)".

Si otros han alcanzado la santidad ¡tu y yo tambien podemos!, la pregunta es ¿y cuando empezamos?

Si oramos y perseveramos, el Señor obrará en nosotros, lo que pasa es que ¡NO SABEMOS ESPERAR!: "porque la visión aguarda el momento fijado, ansía llegar a término y NO fallará; si parece que se demora, espérala, porque vendrá seguramente, y no tardará (Habacuc 1)".

En la espera el Señor quiere desarrollar paciencia en nosotros, quiere meternos en
EL CRISOL DE LAS PRUEBAS (CLIC),
para arrancarnos la basura: "si tú vuelves, yo te haré volver, tú estarás de pie delante de mí; si separas el oro de la escoria, tú serás mi portavoz (Jer 15)".

El oro, para pasar de 5 a 24k debe pasar por el crisol: es el mismo proceso para todo el que quiere ser Santo.

Dios nunca se demora ni llega tarde, lo que pasa es que tiene una fecha establecida: "el que no tiene el alma recta (en la espera) sucumbirá, pero el justo vivirá por su fidelidad (Habacuc 1)".

Todos los santos tuvieron que esperar, el mismo Jesús tuvo que esperar 30 años. Para algunos la espera no cuenta y quieren santificar a la fuerza a sus familias, sin considerar que lo que santifica NO son nuestras fuerzas, sino el Poder de Dios.

Lo que nos corresponde hacer es Orar, Orar, Orar y esperar.

San Pedro dice "humíllense bajo la mano poderosa de Dios, para que él los exalte en el tiempo oportuno" (1 Pe 5,6)".





(para escuchar pulsa PLAY)



AP-PROHIBIDO DESCARGAR ESTE OBSEQUIO.doc

AP-PROHIBIDO DESCARGAR ESTE OBSEQUIO.doc

3 comentarios:

Anónimo dijo...

yo lloro por que no soi santo es necesario llorar

Anónimo dijo...

mi correo a77aque_ smk2 @ hot

hijo de María (EAT) dijo...

La Santidad es un regalo de Dios ("has, Señor, que volvamos a ti y volveremos" Lamentaciones 5,21), por lo que hay que pedir ese Don con insistencia. Algunas veces confundimos que ser santos es necesariamente ir a los altares, y rechazamos la idea, porque pensamos que implicaría mucho sacrificio, pero ser santo (sin altar) es lo que Dios nos pide antes que nada; ¿como? así:
1) Has bien todo lo que tengas que hacer
2) Hazlo todo por amor a Dios (San Francisco de Sales - LA FILOTEA o Introduccion a la Vida Devota). María Santísima nos facilita el camino, si se lo pedimos....